America Latina

La Asamblea Constituyente del presidente Nicolás Maduro comenzó sus sesiones este sábado con la mira puesta en la fiscal general y señales de rechazo internacional. Contingentes militares se apostaron en las afueras y accesos a la sede del Ministerio Público, la fiscal Luisa Ortega fue removida de su cargo

La Constituyente, presidida por la excanciller Delcy Rodríguez, prevé instalar una Comisión de la Verdad que, según Maduro, "traerá justicia" tras la violencia registrada en las protestas que le acosan desde hace cuatro meses y que dejan unos 125 muertos.

Maduro junto a dirigentes oficialistas han advertido que la asamblea, un "suprapoder" que reescribirá la Carta Magna promulgada en 1999 por el fallecido expresidente Hugo Chávez, "pondrá orden" en el Parlamento -de mayoría opositora- y en el Ministerio Público. Aunque el mandatario prometió que la Constitución resultante se sometería a referendo, los asambleístas adoptarán decisiones de aplicación inmediata.

Para la fiscal Luisa Ortega, removida este sábado del cargo, veterana chavista que se alejó del gobierno denunciando una ruptura del orden constitucional, que catalogó de "asedio" la presencia militar, esta Constituyente refleja "una ambición dictatorial" del presidente.

Las primeras deliberaciones de la Constituyente coinciden con una reunión de los cancilleres del Mercado Común del Sur (Mercosur) en Sao Paulo.
Suspendida desde diciembre de 2016 por incumplimiento de obligaciones comerciales, Venezuela esta vez fue suspendida del Mercosur por "ruptura del orden democrático". Es la segunda vez que el bloque fundado por Brasil, Argentina, Paraguay y Uruguay suspende uno de sus miembros invocando la 'cláusula democrática', como lo hizo con Paraguay en 2012 tras la destitución del presidente Fernando Lugo.

 
 

Frente a la presión de la comunidad internacional, la excanciller Delcy Rodríguez, quien preside la Asamblea, lanzó una advertencia en su primer discurso como presidenta de la Constituyente: "No se equivoquen (...) Los venezolanos resolveremos nuestro conflicto, nuestra crisis, sin ningún tipo de interferencia extranjera".

Estados Unidos, al igual que una decena de gobiernos latinoamericanos junto a la Unión Europea, no reconocen la legitimidad de la Constituyente,
La entrada en funciones de la Asamblea Constituyente ocurre en medio de las denuncias de "fraude" en las votaciones del pasado domingo para elegir a los 545 delegados.

La Asamblea Nacional Constituyente, que regirá Venezuela con poderes ilimitados, decidió este sábado que funcionará hasta por un período de dos años.
Los constituyentes adoptaron por unanimidad la propuesta del Diosdado Cabello de que "el tiempo de funcionamiento de la Asamblea Nacional Constituyente sea hasta dos años".

RF

Un grupo de militares del llamado Fuerte Paramacay en el estado Carabobo (centro-norte) de Venezuela se sublevó hoy, aunque fue reducido por otra facción del Ejército, según la información ofrecida por el dirigente chavista Diosdado Cabello.

En un vídeo, un grupo de unos 20 hombres vestidos de militares portando armas largas acompañan a un portavoz que se identifica como “capitán Juan Caguaripano” y “comandante de la operación David Carabobo”, quien dijo declararse “en rebeldía” contra “la tiranía asesina de Nicolás Maduro”. Además afirmó que no se trata de un “golpe de Estado”.

 
 
 

En la madrugada atacantes terroristas entraron al Fuerte Paramacay en Valencia, atentando contra nuestra FANB. Varios terroristas detenidos.

 

Cabello ha usado el Twitter para informar de que varios de los militares, a los que califica de “terroristas”, han sido detenidos.

 
Redacción

 

Propiedades en Estados Unidos, confiscadas. Cuentas bancarias en ese país, congeladas. Visa y entrada al territorio, inhabilitadas. Y toda relación con personas o empresas estadounidenses, prohibidas.

Eso es lo que le pasará desde ahora al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, que para el gobierno de Estados Unidos es un "dictador".

Así, el Departamento del Tesoro le impuso sanciones por "usurpar el papel constitucional de la Asamblea Nacional democráticamente elegida (…) e imponer un régimen autoritario al pueblo de Venezuela".

Se refieren a la Asamblea Nacional Constituyente, una iniciativa del chavismo para reescribir la Constitución y devolver la paz a Venezuela que la oposición y parte de la comunidad internacional desconocen y consideran la "consolidación de un régimen dictatorial" en el país.

Con esto, Maduro entra en una lista negra de la Oficina para el Control de Bienes Extranjeros del Departamento del Tesoro, (OFAC), que es más conocida como la "lista Clinton" en referencia al expresidente Bill Clinton, bajo cuyo mandato en 1995 fue creada.

Steven Mnuchin en la Casa Blanca
El secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, calificó al presidente Maduro como "dictador".

Por ahí han pasado prominentes narcotraficantes y políticos colombianos, están los presidentes de Siria y Corea del Norte y en el último año se añadieron decenas de funcionarios venezolanos, aliados de Maduro y acusados de narcotráfico, lavado de activos y violación de los derechos humanos.

El gobierno venezolano, sin embargo, considera las sanciones "un ataque más del imperio" y la "derecha internacional" contra el proyecto revolucionario.

"Las sanciones para nosotros representan una victoria del Estado venezolano rumbo a la Asamblea Nacional Constituyente", dijeron.

Y Maduro reaccionó desafiante este lunes: "Sanciones, tomen las que les dé la gana. El pueblo ha decidido ser libre y yo soy el presidente independiente de una nación libre".

Fuera del sistema financiero

La sanción a Maduro y a decenas de funcionarios chavistas no necesariamente significan que Venezuela se vea afectada económicamente o cambie la situación de crisis económica y política que atraviesa el país.

Y es que, aunque desde Washington se ha dicho que contemplan cualquier opción, por el momento el gobierno de Donald Trump se ha abstenido de sancionar al sector petrolero venezolano, lo que sí sería un sacudón inédito en el país.

En la práctica, no obstante, estar en la "lista Clinton" puede ser un dolor de cabeza para Maduro.

Personas hacen fila para la Asamblea Constituyente 
 El gobierno aseguró que poco más del 41% de los venezolanos llamados a las urnas participó en la votación de la Asamblea Constituyente.

No solo en caso de que tenga propiedades y cuentas bancarias en EE.UU., información que el Departamento del Tesoro no dio a conocer.

También porque estar en esa lista dificulta la vida de cualquier persona en el mundo globalizado, donde el sistema financiero está íntimamente ligado a Estados Unidos.

"Piensa en Visa o Mastercard, por ejemplo", asegura Mariano de Alba, abogado venezolano experto en derecho internacional y analista del portal de ideas Pro Davinci.

"Empresas como esas toman la posición conservadora de impedirle transacciones al sancionado y eso, por mucho que tú no tengas dinero en EE.UU., te termina afectado", dice en conversación con BBC Mundo.

Protesta en Caracas contra la Constituyente
 La oposición rechazó el llamado a las urnas para elegir una Asamblea Constituyente y desconoció sus resultados.

Parcialmente aislado

El Departamento del Tesoro prohíbe a toda persona o empresa estadounidense tener transacciones con un sancionado.

Aunque esto no le impide a Venezuela como Estado tener negocios con compañías de EEUU, "es probable que esas entidades se piensen dos veces firmar un acuerdo con un país cuyo presidente está en la lista", dice De Alba.

Venezuela vende 700.000 barriles de petróleo a EE.UU. al día, lo que corresponde a la mitad de los ingresos de divisas al país.

Si bien eso no está en riesgo de momento, el hecho de que Maduro tenga que estar alejado de las negociaciones con el mundo petrolero estadounidense podría entorpecer las operaciones de la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA).

"Y hay que ver qué hacen países cercanos a EE.UU. con los que Venezuela y Maduro tienen vínculos importantes", asegura De Alba.

Refinería de PDVESAl
Casi la mitad de los ingresos petroleros de Venezuela provienen de las ventas a Estados Unidos.

Colombia, México y Panamá dijeron que respaldarán las sanciones que imponga EE.UU., lo que podría también afectar la relación política y comercial de Maduro con esas naciones.

Otra de las implicaciones que tiene estar en la "lista Clinton" es que la visa estadounidense queda cancelada.

Aunque Maduro, al ser jefe de Estado, tiene derecho por ley estadounidense a viajar a Nueva York para la Asamblea de las Naciones Unidas cada septiembre.

Qué implica en Venezuela

La pregunta es qué consecuencia tienen las sanciones dentro de Venezuela.

"Las elecciones ilegítimas de ayer confirman que Maduro es un dictador que desprecia la voluntad de los venezolanos", dijo el secretario del Tesoro de EE.UU., Steven T. Mnuchin.

"Al sancionarlo, EE.UU. deja clara su oposición a las políticas de su régimen y su apoyo a los ciudadanos de Venezuela que buscan que su país retorne a una completa y próspera democracia".

Un hombre en una calle de Caracas 
Cuatro meses de crisis política y social han provocado la muerte de más de 120 personas en Venezuela.

La duda es cómo las sanciones a Maduro pueden frenar su actuación política. "El gobierno venezolano va a usar esto políticamente para reavivar el discurso antiimperialista y reforzar la idea de que la crisis económica es gestada desde el exterior", explica De Alba.

"Pero hay que ver si ese discurso sigue teniendo eco en la población venezolana y los simpatizantes del chavismo", añade.

Maduro podrá no tener Visa o Mastercard desde este lunes.

Pero no queda claro cómo eso afianza o debilita su poder ni si las sanciones pueden cambiar el rumbo del gobierno, que parece decidido a seguir adelante con una Constituyente que espera reformar el Estado, reestructurar el sistema judicial y profundizar el sistema socialista.

Daniel Pardo,

 
 

 

El presidente venezolano, Nicolás Maduro se juega este domingo una carta decisiva para seguir gobernando: la integración de una Asamblea Constituyente, que considera un "suprapoder" pero que sus adversarios ven como la consumación de una "dictadura".

Este sería el ABC del proceso que reformará la Constitución de 1999 promulgada por el ex presidente Hugo Chávez.

¿Qué se elige?

545 asambleístas que sesionarán a partir del 2 de agosto en la sede del Parlamento, de amplia mayoría opositora, durante un período indefinido. Se ignora dónde funcionará en adelante el poder legislativo.
   
¿Cómo se eligen?

364 por votación territorial (cada municipio tendrá un representante y las capitales de estado dos, independientemente de su población), 173 por sectores sociales y 8 por comunidades indígenas.

La elección sectorial se distribuye así: trabajadores (79), pensionados (28), estudiantes (24), consejos comunales (24), campesinos y pescadores (8), empresarios (5) y discapacitados (5).

 
 

Según el experto electoral Eugenio Martínez, 62% de los 19,8 millones de votantes podrá emitir dos sufragios (uno en los comicios territoriales y otro en los sectoriales).
   
¿Quiénes postulan?

De unos 50.000 postulantes, se validaron 6.120. Las bases comiciales fijadas por Maduro -y aprobadas por el poder electoral- prohibieron candidaturas partidistas, por lo que fue necesario acreditar firmas.

Entre los candidatos figuran poderosos dirigentes del chavismo como el diputado Diosdado Cabello, la excanciller Delcy Rodríguez, la primera dama Cilia Flores, y el ex gobernador Adán Chávez, hermano de Hugo Chávez.
   
¿Por qué no participa la oposición?

La coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) asegura que Maduro estaba obligado legalmente a someter a referendo su convocatoria a la Constituyente, en el cual afirman que no hubiera logrado los votos necesarios para ello.

Según la encuestadora Datanálisis, siete de cada diez venezolanos rechazan la Constituyente y la gestión del mandatario.

La MUD le enrostra a Maduro que en 1999 Hugo Chávez, su mentor, consultó a los venezolanos sobre el llamado a la Constituyente que redactó la actual Carta Magna.

Además, considera fraudulento el método de votación, pues señala que al no haber una representación proporcional según la población de los municipios, el chavismo buscaría sacar ventaja en zonas rurales apartadas donde aún es fuerte, en contraste con los centros urbanos.

La MUD cree que el mandatario intenta evadir elecciones (las presidenciales deben celebrarse en diciembre de 2018), pues dada su impopularidad no podría ganar comicios universales.

También pretendería disolver instituciones que le incomodan, como el Legislativo y la Fiscalía -cuya titular Luisa Ortega desertó del oficialismo-, y según la alianza opositora ir hacia una autocracia.

Junto con Ortega, otros chavistas disidentes se oponen a la iniciativa alegando que socavará la Constitución impulsada por Chávez, solo para que Maduro conserve el poder.

La MUD anunció un "boicot" contra las votaciones, añadiendo más tensión tras cuatro meses de protestas que dejan más de un centenar de muertos y que el gobierno denuncia como una intentona golpista.
   
¿Qué dice el gobierno?

Maduro sostiene que su Constituyente es democrática porque apela al "poder originario", y que estaba facultado para convocarla sin referendo.

"Es el gran poder que necesitamos para poner orden en Venezuela. Necesitamos un poder que esté por encima de los poderes que sabotean el desarrollo del país", dijo el mandatario, quien afirma que la votación será "directa, universal y secreta".

El presidente aclara que el objetivo es "perfeccionar" la Carta Magna, elevando a rango constitucional, por ejemplo, los programas sociales.

También defiende que la elección da cabida a amplios sectores, frente a la acusación de que los votantes gremiales fueron escogidos de bases afines al chavismo, como los consejos comunales, unos 45.000 grupos que se benefician de la asistencia estatal.

Y afincado en que la grave crisis es fruto de una "guerra económica", Maduro dice que la Constituyente traerá la recuperación del país petrolero.
   
¿Se requiere un mínimo de participación?

No se fijó un umbral, pero una baja afluencia a las urnas "afectaría la legitimidad" de la Constituyente, según el analista Benigno Alarcón.

Más aun después de que la MUD aseguró haber recaudado 7,6 millones de votos en un plebiscito simbólico contra la iniciativa realizado el 16 de julio pasado.

Según los resultados de las parlamentarias de 2015 -que ganó abrumadoramente la oposición-, la base electoral del chavismo es de 5,7 millones.

Pero la doble votación (territorial y sectorial) inflaría la cifra, indica Martínez. No se ha previsto observación internacional para estas elecciones.

AFP

El alto comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Zeid Ra'ad Al Hussein, pidió hoy la liberación «inmediata» de todos los detenidos en Venezuela por ejercer sus libertades fundamentales, entre ellos los líderes opositores Antonio Ledezma y Leopoldo López.

«Me preocupa profundamente que los líderes opositores Leopoldo López y Antonio Ledezma hayan sido nuevamente puesto bajo custodia de las autoridades venezolanas tras la revocación de su arresto domiciliario», indicó Zeid en un comunicado. «Insto al Gobierno a liberar de inmediato a todas las personas detenidas por ejercer su derecho a la libertad de reunión pacífica, de asociación y de expresión», agregó.

Los dos dirigentes de la oposición venezolana, que se encontraban en arresto domiciliario, fueron sacados de sus casas durante la noche por funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin). El Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela justificó la orden de trasladarlos nuevamente a prisión en supuestas informaciones que indicaban que ambos tenían planes de fuga que obligaron a revocar el arresto domiciliario.

 

El comunicado recuerda que el Grupo de Trabajo de las Naciones Unidas sobre la Detención Arbitraria considera que las detenciones de López y Ledezma son arbitrarias.

 

Asimismo, ha pedido a las autoridades «no exacerbar una situación ya de por sí volátil con el uso de la fuerza

Por otra parte, el máximo responsable de derechos humanos de la ONU se refirió a los sucesos en torno a las elecciones para la Asamblea Constituyente del domingo, las cuales estuvieron teñidas de violentos disturbios que acabaron con la muerte de una decena de personas. «Lamento que al menos diez personas hayan muerto en Venezuela durante el fin de semana en medio de manifestaciones por las elecciones de la Asamblea Constituyente», afirmó el comisionado y pidió investigaciones en profundidad para aclarar el contexto en que se produjeron estos hechos.

 

Agregó que «las investigaciones para esclarecer estas muertes deben ser llevadas a cabo de manera rápida, eficaz e independiente, con la plena cooperación del Gobierno». Asimismo, instó a las autoridades a «no exacerbar una situación ya extremadamente volátil con el uso de fuerza excesiva, ni con allanamientos arbitrarios y violentos a residencias por parte de las fuerzas de seguridad en varias partes del país».

Un comunicado de la Oficina de Zeid condenó ayer que las fuerzas de seguridad hayan hecho varios allanamientos y registros de viviendas sin justificación legal. Además, el alto comisionado hizo un llamamiento «urgente a todas las partes a abstenerse del uso de la violencia».

EFE

El crucero VictoryI1 de la compañía estadounidense Victory Cruise Lines (VCL) comenzará una serie de seis cruceros alrededor de Cuba principios del próximo año, en viaje de ida y vuelta desde Miami, Florida que durará 14 noches y el buque tocará cinco puertos cubanos para que sus pasajeros puedan visitar La Habana, Santiago de Cuba, Trinidad, Cienfuegos y María la Gorda.

Captura sitio oficial

El crucero inaugural saldrá de Miami el 8 de febrero de 2018, según reporte del sitio de noticias Cubanet con información del diario The Daily Herald de San Martín.

“Podríamos no ser la primera línea de cruceros para servir a Cuba desde los EE.UU., pero creemos —y los agentes de viajes nos han dicho— que hemos creado el mejor itinerario con nuestras experiencias de puerto ‘multidía’ que permitirá a nuestros clientes a explorar realmente el país y su gente de una manera más relajada”, dijo Bruce Nierenberg, presidente y consejero delegado de VCL.

Captura sitio oficial

“La mayoría de los cruceros son demasiado grandes para llegar a cualquier lugar excepto La Habana, y ningún producto de este tipo tiene tantas paradas de varios días en Cuba como Victory I. Todos los cruceros Victory I ‘Cuba 360’ circundarán por completo a la nación isleña”.

La temporada de invierno de 2018 termina con el crucero de reposicionamiento de 11 días llamado “Cuba y América Colonial”, que comienza el 5 de mayo con un vuelo corto de Miami a La Habana y una noche en la capital cubana.

PC

El vértigo de los acontecimientos en Venezuela, con 112 muertos en 119 días, llevó a la oposición a reformular su estrategia de presión contra el régimen de Nicolás Maduro y en especial contra la convocatoria de elecciones a una Asamblea Constituyente prevista para mañana. Tres días consecutivos de «trancazo» (corte de calles con barricadas) fue, finalmente, la opción que puso en marcha ayer la MUD (Mesa de Unidad Democrática) bajo la consigna emblemática de «La toma de Venezuela».

«Tomar todas las calles y vías principales hasta restaurar la democracia», ese era el objetivo, según el diputado Jorge Millán. El vicepresidente de la Asamblea Nacional, Freddy Guevara, lo dice de otro modo: «Es una jornada intensa que no finaliza… Será continua de calle y protesta viernes, sábado y domingo para que el pueblo le deje claro al mundo que ese fraude constituyente no tiene ningún tipo de legitimidad y que ese proceso es absolutamente fraudulento».

 
 

La amenaza de Nicolás Maduro de juzgar a manifestantes con tribunales -civiles y militares- y penas de prisión de cinco a diez años, no cayó en saco roto. La iniciativa original de protagonizar una marcha, que fuera la madre de las manifestaciones, se transformó con el correr de las horas en una estrategia más sutil o prudente, depende de quien hable. El mensaje para la población, en definitiva, fue: hay que atrincherarse con barricadas en todo el país, pero hacerlo cerca de sus viviendas.

Esquinazo a los «colectivos»

 

El cambio de táctica apunta a tener oportunidad de salir corriendo y evitar detenciones de la Policía o la Guardia Nacional Bolivariana (cuerpo militarizado). También sirve para dar esquinazo a los «colectivos» (bandas de paramilitares) que hacen sus rondas mañana, tarde y noche en busca de presas y, si pueden, un botín jugoso.

El cambio de estrategia fue recibido de forma diferente por la ciudadanía. Entre los sectores duros se interpretó como un paso atrás que da oxígeno al régimen en vísperas de que se consume la Constituyente, como quiere Maduro. En la otra orilla de pensamiento se alinearon los que están convencidos de que esta medida es pragmatismo puro y terminará arrojando resultados. «Da coartada a los funcionarios que no quieren votar el domingo. Siempre tendrán la excusa de que las trancas (barreras) vecinales les impidieron llegar», comenta Evelyn, vecina de la parte norte de la ciudad y más inclinada a esta opción. Dicho esto, añade: «Llevamos demasiados muertos seguidos. En los dos días de huelga general mataron a ocho personas, las detenciones no cesan y los heridos se multiplican». Según la ONG Foro Penal Venezolano, desde el 1 de abril, fecha de inicio de las movilizaciones, han sido detenidas más de 4.500 personas por agentes de la Policía, la Guardia Nacional Bolivariana y el Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin). De estas, unas 1.200 siguen recluidas. La media de arresto por día, de acuerdo con estos cálculos, viene a ser de 400 venezolanos, en su mayoría estudiantes.

«La toma de Venezuela» pone en una situación delicada a los comercios. Sus pérdidas por echar el cierre el miércoles y el jueves, al sumarse a la huelga general, no sólo son económicas. Las represalias del chavismo pueden producirse en cualquier momento y el precio a pagar les puede salir bastante más caro que un reproche.

El 90% secundó la huelga

El éxito del paro, pese a las versiones en sentido contrario del régimen, lo resumió Guevara con estimaciones propias: «El promedio en el cumplimiento fue del 90 por ciento en los 24 estados de Venezuela… Hacer un paro en esta crisis es un gran sacrificio… Los comerciantes han dado muestra de profundo valor y compromiso patrio», reconoció.

La Iglesia venezolana, atenta a la evolución de los acontecimientos, no se lava las manos. La Comisión organizadora de la Asamblea Nacional Constituyente buscó el apoyo de monseñor Diego Padrón en una reunión, pero no lo logró. El presidente de la Conferencia Episcopal Venezolana le leyó un comunicado donde reiteró que la convocatoria es «innecesaria» e «inconveniente». En esa línea de censura, añadió que «lo que necesita y reclama el pueblo, en primer lugar, es comida, medicinas, seguridad, paz y elecciones justas».

En otro punto advirtió de que «la eventual instalación de una Asamblea Constituyente suprimiría de facto el ejercicio de la Asamblea Nacional», que «fue elegida por una abrumadora mayoría nacional en elecciones universales, directas y secretas». Por último, monseñor Padrón les recordó que si es verdad que lo que pretende el Gobierno es «diálogo y paz», lo que tendría que hacer es «la consulta al pueblo sobre si quiere o no esta propuesta presidencial» de Asamblea Constituyente. Para despejar cualquier interpretación aviesa, aclaró que hablaba, en concreto, de realizar «una consulta universal, con voto directo y secreto, tal y como lo prevé la Constitución Nacional».

CARMEN DE CARLOS

Más artículos...

Regístrese a través de nuestro servicio gratuito de suscripción por correo electrónico para recibir notificaciones cuando haya nueva información disponible.