Botero dialoga con Picasso

Arte y Cultura
Typography

El veterano artista colombiano Fernando Botero protagoniza un diálogo artístico con el maestro español Pablo Picasso, en el marco de una exposición que se presenta en la ciudad de Aix-en-Provence, en el marco del Año Colombia Francia.

Se trata de encuentro imaginario entre dos artistas que nunca se conocieron realmente: Pablo Picasso y Fernando Botero. Es lo que propone en sus salas el Hôtel de Caumont de la ciudad de Aix-en-Provence. La exposición Botero, diálogo con Picasso presenta la rica producción del maestro colombiano frente a las obras de su homólogo andaluz. Dos estéticas muy diferentes pero que se inspiraron en temáticas comunes. Desde su juventud, Botero admiró a Picasso, hizo de él un modelo de no conformismo y de originalidad, lo que permitió al antioqueño encontrar un estilo personal. 

“No se trata de una competencia. Es más bien una oportunidad que se creó para presentar a dos artistas que tienen dos estilos diferentes, pero que no son opuestos. Yo tuve una gran influencia de Picasso. Admiré su período rosa y azul y más tarde, sus naturalezas muertas. E incluso llegué a poner toques cubistas en algunos de mis cuadros. Me queda una gran admiración por él aunque no soy uno de sus seguidores. Fue un pintor coherentes y yo trato de ser lo más coherente posible. La exposición es un mano a mano, o más bien, un homenaje que le hago y a la vez un honor de poner mis cuadros al lado de los de un gran maestro”, dijo Botero ante los micrófonos ce RFI.

La exposición está organizada según temáticas comunes a ambos pintores, como el retrato, el desnudo, las naturalezas muertas, la corrida, los grandes eventos históricos y políticos, el circo. Una comparación de posturas artísticas a la que Fernando Botero se sometió con sano orgullo.

“No me siento aplastado por la obra de Picasso. Y lo digo sin ninguna modestia. Pienso que mi estilo es claro y que si está allí junto a la obra de Picasso es el resultado de haber estado más de 65 años pintando todos los días”, agregó.

A la desconstrucción de las formas, típica del estilo Picasso, Botero propone la expansión de los volúmenes. Cada tema encuentra entonces una línea estética conforme sea Picasso o Botero, explicó la curadora de muestra, Cecilia Braschi.

“Aunque parezca extraño, los dos artistas son muy clásicos. Ambos trabajaron los temas recurrentes de la pintura. Pero, como dice Botero, todo depende del estilo. Y cada uno, de acuerdo a sus estéticas, logró algo completamente nuevo”, aseguró Braschi.

La exposición pone también el acento en el apego de Picasso a España y de Botero a Colombia, lo que no les impidió a ninguno convertirse en un artista universal.

“Botero jamás ha abandonado su cultura colombiana; Picasso tampoco lo hizo. Por eso, ambos son profundamente auténticos. A Botero le encanta ser el artista que todos los colombianos reconocen y hablar un lenguaje que todo el mundo reconoce en cualquier parte del mundo”, concluyó la especialista italiana.

"La exposición Botero, diálogo con Picasso" forma parte de a programación de la Temporada de Colombia en Francia y estará abierta hasta el 11 de marzo.

 

Regístrese a través de nuestro servicio gratuito de suscripción por correo electrónico para recibir notificaciones cuando haya nueva información disponible.